Conoce los errores que estas cometiendo al iluminar tu casa

Conoce los errores que estas cometiendo al iluminar tu casa

Para muchos propietarios de viviendas, iluminar una habitación puede parecer tan simple como instalar una lámpara y encender el interruptor; sin embargo, descuidar la consideración de ciertos aspectos de la iluminación de tu casa, puede ocasionar el desperdicio de energía o la falta de luz donde se necesita.

Si la iluminación de tu hogar se siente "apagada" u “opaca”, es probable que estés cometiendo uno de estos simples errores.

  1. Solo cuentas con una fuente de luz.

La iluminación necesita capas para sentirse equilibrada y cómoda, así como para garantizar que la luz llegue a todas las áreas de una habitación que la necesitan. Las tres capas de diseño de iluminación (iluminación ambiental, de tareas y de acento) trabajan juntas para hacer precisamente eso.

La capa ambiental es iluminación general, la capa de tareas es luz direccional en espacios para actividades y la capa de acento es iluminación creativa en los elementos artísticos de una habitación.

Usar solo luz ambiental sin las otras dos capas para resaltar puntos de interés puede hacer que los espacios parezcan muy aburridos y planos.

  1. Accesorios incorrectos para una habitación.

Las lámparas equivocadas pueden hacer que las habitaciones se sientan incómodas o estrechas. Dos de los errores más comunes que cometen las personas al elegir los artefactos de iluminación son el estilo preciado sobre la funcionalidad, y no considerar el tamaño del artefacto versus el tamaño de la habitación.

Encontrar las lámparas perfectas puede ser un proceso minucioso, pero si realizas una búsqueda preparada, ahorrarás tiempo y frustraciones innecesarias.

  1. Accesorios colocados de manera ineficaz.

No solo es importante elegir las lámparas correctas, sino que también es importante asegurarse de que se coloquen en una habitación de manera efectiva. Por ejemplo, en las cocinas, muchas personas tienen un diseño de iluminación empotrado en toda la habitación en lugar de solo a las afueras de las encimeras o espacios de trabajo, como estufas y fregaderos.

El problema es que las luces no pueden poner suficiente luz en las superficies verticales (como las paredes) donde los ojos perciben la luz, lo que puede hacer que estos espacios se sientan como cuevas a pesar de todas las luces.

  1. Elegir el color de pintura incorrecto.

Si deseas lograr un ambiente luminoso y aireado en una habitación, no solo debes tener en cuenta los accesorios de iluminación, sino también el color de las paredes. Algunos colores reflejan la luz, haciendo que la habitación sea más brillante, mientras que otros absorben la luz. El color de tus paredes también puede afectar tu percepción del tamaño de la habitación.

Idealmente, las paredes deben pintarse de un color pálido o claro para que parezca grande, brillante y aireado. Los colores oscuros hacen que una habitación se vea más pequeña, más tenue e íntima.

Muchos propietarios no se dan cuenta de que una buena iluminación es más que simplemente instalar una fila de luces empotradas o, lo que es peor, usar una sola lámpara fluorescente brillante para iluminar toda una habitación. La mala iluminación no hace nada para resaltar el interior de tu casa o crear un ambiente confortable en esta.